Lactosa.png

Hola y bienvenidos de nuevo a mi blog ‘Huele a Química’. Porque la Química, efectivamente, huele, y todo lo que huele es, efectivamente, Química.


Hoy estreno nueva “sección” (por llamarla de alguna forma): “6 preguntas sobre…“. No es difícil identificar la dinámica, mi intención es elegir un tema y contestar a las 6 preguntas que yo mismo me he hecho en algún momento sobre él, y que a base de investigar y leer, me he acabado contestando.

Como sabéis, me encanta leer y saber sobre ciencia, y cualquier término científico que desconozco lo busco y lo estudio para formarme una idea general que me permita opinar con criterio si algún día surge la ocasión. 

He decidido comenzar con un tema que a mi me toca muy de cerca, y sobre el que he necesitado informarme bien: la LACTOSA, y por ende, la intolerancia a la misma.

1. ¿Qué es la lactosa?

La lactosa es un tipo de azúcar, como la glucosa o la fructosa que vimos en la entrada sobre azúcares, salvo que la lactosa es un disacárido (formado por dos moléculas de glucosa y galactosa). Se encuentra presente únicamente en la leche secretada por mamíferos (vacas, cabras, ovejas, humanos…).

2. ¿Qué provoca el ser intolerante a la lactosa?

La metabolización y asimilación de la lactosa en nuestro organismo se debe a la acción de una enzima: la lactasa. Ésta es secretada en el intestino delgado y se encarga de ‘separar’ la lactosa en la glucosa y la galactosa que os comentaba antes. Así, ambos monosacáridos se siguen metabolizando por separado.

Fuente: "El nutricionista de la general"
Fuente: Scientia

La intolerancia a la lactosa se debe, por tanto, a la incapacidad de secretar la enzima lactasa en nuestro organismo, impidiendo a la persona metabolizar la lactosa ingerida. La secreción de lactasa es abundante durante los primeros años de vida de los mamíferos, pero desciende a medida que nos hacemos adultos. Por lo tanto, no es extraño que en ciertos individuos pueda detenerse la secreción de la enzima. 

Así, en estas personas, la lactosa se acumula en el intestino delgado y pasa a ser fermentada por algunas bacterias que conforman la flora intestinal, produciendo, entre otras sustancias, gases como hidrógeno, metano o dióxido de carbono, responsables de flatulencias, diarreas, cólicos…

Fuente: http://funcionales.es/monografias/intolerancia-a-la-lactosa/

3. ¿Es lo mismo ser intolerante que alérgico?

No, no es lo mismo. Una cosa es ser intolerante a la lactosa y otra es ser alérgico a la leche. Las personas que son alérgicas a los productos lácteos no lo son debido a la lactosa, sino a la Proteína de Leche de Vaca (PLV). Su sistema inmune no tolera las proteínas que contiene la leche vacuna y les provoca reacciones alérgicas severas. Que un alimento esté etiquetado como ‘sin lactosa’ no quiere decir que sea apto para personas alérgicas a la leche, solo para los intolerantes a la lactosa. 

4. ¿Existen medicamentos capaces de curar la intolerancia?

Hoy en día no existe un medicamento ni un tratamiento médico que ayude a tu cuerpo a secretar lactasa por si mismo. Aunque no es descartable que en algún momento este proceso pueda volver a producirse de manera espontánea. Mientras tanto, lo que sí existen son suplementos (pastillas, gotas, cápsulas) que contienen una dosis de lactasa. El modo de uso es tomarlas antes de comer un alimento que lleve lactosa, aportando a nuestro organismo la cantidad de lactasa necesaria para metabolizarla. La duración del efecto es limitada, y la cantidad de lactosa que se pueda consumir también (depende de la persona), pero son de gran ayuda sobretodo a la hora de acudir a algún evento en el que no se sabe muy bien qué lleva y qué no lactosa, o bien para darse algún capricho lácteo de vez en cuando. Igualmente, el consumo de estos suplementos se recomienda que sea esporádico.

5. ¿Cómo se elaboran los alimentos ‘sin lactosa’?

El método comúnmente más utilizado en la industria alimentaria para elaborar los famosos productos ‘Sin Lactosa’ (leche, mantequilla, nata, yogures…) es la adición, precisamente, de lactasa. A partir de ahora, fijaos en la etiqueta de estos productos y podréis verla entre sus ingredientes.

Inkedleche-semi-sin-lactosa-hacendado-info_LI.jpg

En el caso de los yogures o derivados, otro método es el de alargar el proceso de fermentación, de manera que los microorganismos acaben degradando toda o casi toda la lactosa. 

6. ¿Son más sanos los alimentos ‘sin lactosa’?

Veamos, es una realidad que existe una campaña publicitaria por parte de las marcas alimentarias para promover la venta de productos ‘Sin Lactosa’ (más caros), alegando que son mejores para la salud, en general, y promoviendo la mala visión de la química con el típico eslogan de ‘mejor sin químicos’. De esta manera, hacen creer que la lactosa puede resultar perjudicial no solo para los intolerantes, sino para el resto de personas. 

Y eso es FALSO. Tomar leche sin lactosa no produce ningún beneficio para la salud frente a tomar leche con lactosa. Al contrario, la ingesta de lactosa sí tiene beneficios:

  1. La lactosa, como azúcar que es, proporciona energía al organismo, además de tener uno de los Índices Glucémicos más bajos entre los azúcares (46).
  2. El prestigioso blog de ciencia Scientia cuenta que la lactosa puede ser beneficiosa incluso en personas intolerantes, favoreciendo aún más la absorción de calcio.
  3. Dejar de consumir lactosa puede provocar, a largo plazo, que el organismo deje de secretar lactasa, generando un problema de intolerancia innecesario.

La leche sin lactosa debe tomarse si se es intolerante, o sencillamente porque guste más su sabor, textura, etc…pero nunca porque se crea que es más beneficiosa para la salud.


Espero que con estas 6 cuestiones hayáis podido solventar algunas dudas que tuvierais sobre la lactosa, una molécula presente diariamente en nuestras vidas y sobre la que conviene estar informados, sobretodo para no caer en engaños y falsedades de marketing pseudocientífico.

Por favor, no dudéis en plantear más preguntas a cerca de la lactosa y las contestaré con mucho gusto. 

Si os ha gustado el formato y queréis proponer un tema nuevo y plantear preguntas elaboraré más entradas como ésta.

 

“Esta entrada participa en la LXV edición terbio del Carnaval de Química, alojada en el blog @quimidicesnews”.

Tb_logo

 ¡Gracias!

 

Pedro Juan Llabrés Campaner

http://funcionales.es/monografias/intolerancia-a-la-lactosa/
https://scientiablog.com/2013/11/22/rompiendo-una-lanza-en-favor-de-la-lactosa/
https://lactosa.org/la-intolerancia/primeras-preguntas/
http://www.blogmarcasblancas.com/2013/10/leche-semidesnatada-sin-lactosa-Hacendado.html